Un blog sobre la salud mental 

¿Se pueden reducir los síntomas de la ansiedad con la ayuda de alguien más?

 

Una de las cosas que siempre me ha ayudado a calmar mis ataques de ansiedad es expresar lo que siento.

Los pensamientos o sentimientos pueden llegar a ser tan confusos que mantenerlos para uno mismo empeora las cosas.

Muchas veces los sintomas empeoraban y lo que solía hacer era alejarme de las personas y buscar estar solo, pero eso solo empeoraba lo que estaba sintiendo ya que tenía mucho más tiempo para pensar.

En algún punto me hice la pregunta ¿Qué estoy haciendo mal? ¿Se pueden reducir lo que siento con la ayuda de alguien más?

El problema es que cuando uno es inseguro, compartir lo que se está sintiendo da miedo.

Pero me atreví, sabía que en mi vida habían personas en las que podía confiar.

Las veces que he compartido lo que siento me ha hecho sentir mejor.

¿Sientes miedo de nuevas experiencias?

Muchas veces cuando nos tenemos que enfrentar a una situación nueva, nuestra ansiedad crea eventos catastroficos imaginarios en nuestra mente.

Algo que a mi me ha funcionado mucho es conversar sobre este sentimientos con amistades o familiares, o por qué no, con personas que tienen experiencia en la situación a la que voy a enfrentar.

Cuando expresas lo que sientes, la mayoría de veces (si no siempre) estos eventos catastroficos tienden a perder sentido, ya que son exagerados y para nada realistas.

Igualmente, como mencioné antes, casi siempre hay alguien que ya ha pasado por lo que tu vas a pasar, por lo tanto esta persona puede hacerte sentir más tranquilo o tranquila, dandote una idea de qué es lo que puedes esperar.

¿Sientes que estás solo o sola en cierto evento de tu vida?

Es frecuente tener un problema y no decirselo a nadie con la idea de que no nos van a entender, o estar pasando por un momento dificil y creer que “solo a mi me pasa esto”, cuando en realidad es muy probable que muchas personas, incluso cercanas hayan pasado por lo mismo.

De nuevo, creo que expresar lo que estas pasando podría ayudarte a ver que no estas solo o sola. Puede que al decir por lo que estas pasando, alguine puede darte un consejo que se la solución o por lo menos que te ayude a manejar el problema.

Realmente sentirse acompañado en picos altos de ansiedad es de gran ayuda.

Varia veces me han dicho “es que no quiero molestar” o “me da vergüenza molestar a las personas con mis problemas”.

También me han dicho que sienten que en realidad no tiene con quien hablar.

Desde mi propia experiencia puedo afirmar que siempre, siempre, siempre hay alguien dispuesto o dispuesta a escuchar lo que tienes que decir o lo que sientes.

De verdad, solo debes ver a tú alrededor y veras que hay más personas dispuestas a apoyarte de lo que crees.

¡NO tengas ni miedo ni pena de buscar ayuda!

Es bueno expresar lo que sentimos, externar nuestros sentimientos libera tensiones.

personas conversando en medio del bosque
Photo by Alexandr Podvalny from Pexels

Entiendo perfectamente que hay momentos en los que estar solos o solas es lo único que queremos.

Sin en determinado momento no quieres hablar con nadie, o no sientes las fuerzas para counicarte, considera estas opciones para liberar un poco tu mente:

1. Escribe lo que estás sintiendo o pensando

Persona tomando un bolígrafo sobre un cuaderno de notas
Photo by fotografierende from Pexels

Una de las mejores formas de liberar un poco la mente y sentirnos mejor es expresando lo que sentimos.

En caso de que no quieras hablar con nadie, una libreta y un boligrafo pueden ser tus aliados.

No tienes que pensar como escribir, si lo que estás escribriendo tiene sentido o no; solo dejate llevar hasta que hayas sacado de tu mente todo lo que te estaba haciendo sentir mal.

Incluso si no sabes como expresar tus ideas, puedes escribir un cuento o una historia ficticia en donde los personajes expresen lo que tu sientes, de forma que puedes ver la situación desde otra perspectiva.

2. Busca algo para entretenerte

Mujer sentada junto a una ventana leyendo un libro para reducir la ansiedad
Photo by Thought Catalog from Pexels

Sabemos que la ansiedad es un estado constante de alerta de nuestro cuerpo por situaciones que nuestra mente crea.

Muchas veces estas situaciones estan basadas en algún tipo de problema real, pero nuestra mente las exagera haciendonos estar en modo “supervivencia”.

Si bien no es bueno escapar de nuestras emociones, y de nuestros problemas  (porque al final esto solo empeora el problema), podrías distraerte un poco mientras te sientes mejor.

Algunas opciones son ver tu película preferida, jugar un videojuego que te guste mucho, leer o hasta cocinar.

Como mencioné anteriormente, muchas veces estas situaciones que nuestra mente crea y que nos hace sentir ansiedad no son reales.

Por lo tanto si enfocas tu atención a otra cosa, algo que sientas placer en hacer o que sepas hacer con naturalidad, podrías reducir la sensación de ansiedad.

Asimismo, tener el control sobre cierta situaciones nos permite sentirnos más seguros o seguras.

3. Ejercitate

Niña haciendo estiramientos con ayuda de una mujer adulta en una habitación
Photo by Ketut Subiyanto from Pexels

Sí, yo se que siempre que alguien dice que siente ansiedad, depresión o incluso tristeza les recetan ejercicio.

Pero es que realemente funciona, y lo digo porque a mi me ayudó muchísimo cuando tenía picos de ansiedad.

No es fácil tratar de llevar un vida tranquila cuando es tu trabajo el que te genera ansiedad ¿cierto?

Ejercitarme me ayudaba a conocer mis límites, a sentirme más seguro de mi mismo, a proponerme retos y cumplirlos, lo que me daba pequeñas victorias para celebrar.

Además, el ejercicio quemaba toda esa energía que muchas veces no me permitía dormir bien.

El ejercicio es genial, no solo te ayuda a tener mejor salud física, sino que también mental.

Lo mejor es que no tienes que hacer rutinas de horas, o ejercicios que te dejen acabado o acabada.

Existen muchas rutinas que tienen como funcion mantener el cuerpo activo y en forma sin necesidad de llegar a extremos.

Yo por ejemplo, disfruto mucho de hacer cardio unos 15 minutos y eso es suficiente para gastar bastante energía.

Algo importante que quiero rescatar es que la mejor forma de tratar la ansiedad es con terapia.

Yo se que no todas las personas tienen acceso a recibir terapia, pero si tu tienes la oportunidad no la desperdicies.

Finalmente espero que este post sea de mucha ayuda; recuerda que no estamos ni solos ni solas.

Si quisieras compartir tu historia o experiencia puedes visitar la página de contacto y enviarme tu historia o experiencia por correo.

¡Gracias por leerme!

 

 

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Artículos Relacionados

Kenneth Chavarría

Blogger

Fábrica de Sentimientos es un blog que visualiza mi experiencia viviendo con ansiedad y tiene el objetivo de sensibilizar sobre el tema, apoyar a las personas que de igual forma padecen este trastorno, permitirles expresar lo que sienten y crear conciencia sobre el tema.

¡Acompáñame en esta aventura!

Kenneth Chavarría

Mis Favoritos
Motivaciones
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x